jeringa

Si tienes hijos pequeños o cuidas de menores de edad, seguro que se ha encontrado con la duda o el problema cada vez que tenía que darles un jarabe.

A partir de ahora sigue estos consejos cada vez que tengas q darles medicamentos como: jarabes, suspensiones o elixires.

Mida las dosis.

Las medicinas líquidas normalmente traen una copa, una cucharita o una jeringa para medir las dosis. Asegúrate de usarlas ya que están calibradas y miden la cantidad exacta que le recetaron a tu niño.

No utilices cucharas caseras. Suelen tener una medida muy superior a la cantidad recetada.

Ten presente los números en las medidas calibradas. Es necesario leerlos con cuidado.

En definitiva, si utilizas los envases que van con cada medicamento y lees bien las instrucciones no tendrás ningún problema.

Fuente: www.colfar.com